La D.O. Rías Baixas celebra su VII Cata de las Añadas en Madrid con la participación de 75 marcas


El Hotel Villa Real de Madrid ha acogido esta mañana la VII Cata de las Añadas de la D.O. Rías Baixas, en la que participaron 75 marcas de 36 bodegas. Un panel de cata integrado por 27 expertos -9 integrantes del panel de cata interno del Consejo Regulador y 18 profesionales externos (periodistas, sumilleres…)- valoró las 75 muestras a concurso, entre las que figuran añadas de 2016 y anteriores.

La Cata de las Añadas tiene carácter bienal y su objetivo es demostrar las posibilidades de guarda de los vinos de la denominación, así como el potencial enológico de las variedades amparadas por Rías Baixas. En la presente edición, los catadores valoraron veinte muestras de 2016 y otras tantas de 2015; ocho de 2014; seis tanto 2013 como de 2012; tres de 2011; cinco de 2010; una de 2009;  tres de 2007 y la misma cantidad de 2006. Los vinos que obtengan más de 82 puntos serán galardonados con la Colleita de Prata. Aquellos que sumen más de 85 y menos de 92 puntos serán distinguidos con la Colleita de Ouro. Y los que superen los 92 puntos recibirán como galardón la Gran Colleita de Ouro.

La entrega de diplomas tendrá lugar el viernes, 23 de noviembre, en el Castillo de Soutomaior. La cita tendrá lugar a partir de las 14.30 horas.

El jurado coincidió a la hora de realizar un balance “muy positivo” de la VII Cata de las Añadas de la D.O. Rías Baixas. Destacaron especialmente la capacidad de envejecimiento de los vinos presentados a este certamen, haciendo hincapié en referencias de añadas como la 2014 o la 2010, que les sorprendieron muy gratamente. De este modo, se ratifica que los vinos de Rías Baixas tienen una trayectoria en el tiempo y una larga guarda en botella, mejorando con el paso de los años.

Túnel de las Añadas

Por la tarde, de 17:30 a 22:00 horas, el Consejo Regulador organizará la tercera edición del Túnel de las Añadas, en el que los profesionales del sector podrán probar todos los vinos que participan en este certamen. La acción, que también se desarrollará en el Hotel Villa Real, pretende trasladar a los prescriptores las virtudes de los vinos Rías Baixas de cosechas anteriores para que ellos mismos puedan comprobar sus posibilidades de guarda.